Reelección II

TEMARIO DE LA ELECCIÓN 21

En la cabeza de todos los políticos, de todos los partidos, de todas las posibilidades, la reelección es un tema vivo y permanente.   Alargar el periodo o repetir el periodo son los dos únicos caminos que la ley y la tradición permiten, los dos ahora, han traicionado el principio que guío a una Revolución, la última de este país, que luchó contra la permanencia larga de las personas en el poder.

El objetivo: ¨Sufragio efectivo. No Reelección¨ que guío la Tercera Transformación nacional en 1910, es ahora solo un recuerdo romántico de algo que sirvió para cambiar de grupo en el poder pero no resistió a las tentaciones de la ambición y del envejecimiento que ha alcanzado a la 4a. transformación y sus líderes y  teóricos que piensan que para retener el poder los caminos son circulares, repetitivos, por eso, ninguno de los poderosos de hoy, han dicho que la reelección de diputados, presidentes municipales y regidores son ideas fifí, neoliberales y conservadores y por eso no deberían permitieron. No, ninguno de los modernos izquierdistas lo han dicho, porque a todos interesa quedarse otro tiempo más allá del que les fue confiado.

La reelección no fue una decisión de los arquitectos de la 4a. Transformación, es cierto.  Algunos participaron desde otros partidos, pero es un bien heredado de los neoliberales, fifís, conservadores,  esos que parece que ya se fueron pero que no se han ido. Agazapados o camuflados siguen construyendo sus sueños que parecen nada efímeros.

La reelección puede justificarse. Lo que no puede justificarse es si será útil a los electores porque en países donde se usa, los representantes populares, al menos, guardan comunicación permanente con quienes los eligieron y de vez en cuando,  atienden sus peticiones. En México es bien sabido que ni hay comunicación, ni consulta, ni atención, entre representantes y representados. Cuáles serían los valores de un político o una política para reelegirse?.

Las decisiones legislativas, la mayoría no son de ellos, son del ejecutivo en turno.  La atención a sus electores es prácticamente nula, en disposición y tiempo, más en resultados.

Los presidentes municipales tendrían al menos el saldo de obras y servicios públicos realizados con el dinero de sus electores.  Pero los regidores con que razones pedirían ser reelectos, la única la de obedecer a la presidenta o presidente en turno, no es suficiente, ni moralmente válida.

Con todo la reelección irá, por primera vez, tanto en la historia Fifi, neoliberal y conservadora como también  en la 4 transformación que no quiere quitarla. Hubiera sido un signo de verdadera transformación democrática porque la democracia es participación de todos, no solo de una casta privilegiada.

La historia mexicana, en sus diferentes episodios estratégicos demuestra que la estancia prolongada de los hombres o mujeres en un puesto de elección, ya sea universal o ya sea gremial siempre ha sido nefasta y ha conducido a polarización, división y enojos.  Estas lecciones no sirvieron a los legisladores que se pronunciaron por la reelección en la representación popular y en los ayuntamientos. Espero que esta historia ya escrita no sea pretexto para pensar en la reelección presidencial o de los gobernadores.

Los tipos, estilos y conductas de los actuales políticos no garantizan nada a los electores al reelegirse, solo una ambición de poder que se convierte en signo de corrupción que, se supone, es lo que combatimos en la 4 transformación.


Resultado de imagen para elección

ELECCIÓN CONSECUTIVA…

En la reforma  constitucional del 2014, se aprobó la elección consecutiva. Un romántico concepto que disfraza la reelección, quizá por un prurito de vergüenza para no sentir, que esa decisión traiciona uno de los preceptos fundamentales de la democracia mexicana:  Sufragio efectivo. No reelección.

Los senadores, podrán reelegirse hasta por dos periodos consecutivos, los  diputados federales, y los diputados locales, hasta por 4 presidentes municipales, regidores y síndicos podrán reelegirse, hasta por dos periodos, determinados como requisito el que sean postulados por el mismo partido o coalición por la que fueron elegidos la primera vez, o por otro partido siempre y cuando hayan renunciado o perdido su militancia anterior antes de la mitad de su primer mandato.

Sin embargo, como siempre en México,  se dejó al Congreso de la Unión un largo plazo para  determinar las reglas claras y precisas para ejercer, el primer domingo de junio del  próximo año, este derecho que, también hay que decirlo solo podrán utilizar quienes fueron electos en el año 2018.

Este plazo vence en mayo y hasta entonces podremos saber:

Cómo y cuándo, podrá ejercerse el derecho a reelegirse por los actuales legisladores e integrantes de los ayuntamientos. 

¿Si deberán separase del encargo previamente? 

¿Podrán hacer precampaña estando en funciones?

 ¿Podrá reelegirse un Síndico si el presidente Municipal busca la postulación a otro cargo de elección popular, o viceversa? 

¿Se tiene que postular la planilla completa de presidente, síndico y regidores, o podrán postularse en lo individual? 

¿En el caso de las fórmulas de diputados, se deberán postular ambos integrantes, es decir propietario y suplente o podrán hacerlo individualmente? 

¿Se deberá respetar el principio de paridad de género?

Así que quienes quieren reelegirse deberán esperar para definir si podrán o no hacerlo.

Comments

comments

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: